Protege tus oídos de los cambios de temperatura, el frío y la humedad.

Además de las típicas infecciones respiratorias, los oídos pueden verse afectados con los cambios de temperatura y la humedad del invierno.

Además de las típicas infecciones respiratorias, los oídos pueden verse afectados con los cambios de temperatura y la humedad del invierno.

Haz click aquí para ampliar la infografía.

cambios de temperatura infografia

¿Te gusta el invierno? Si bien tiene sus encantos, también puede provocar enfermedades si no te proteges.

Las bajas temperaturas pueden hacernos más vulnerables a infecciones, y no solo respiratorias, que son las más conocidas.

Es que el frío no llega solo; generalmente viene con humedad, y esta puede afectar a tus oídos.

La acumulación de humedad en tus oídos puede provocar una infección llamada oído de nadador.

En general, esta enfermedad se asocia al verano, por la exposición al agua en piscinas, ríos o mar.

Pero el ambiente húmedo del invierno también puede provocarla, ya que se crean las condiciones ideales para la proliferación de microorganismos.

humedad en el oido por lluvia

El oído de nadador puede producir dolor, picazón e inflamación en tu conducto auditivo externo.

Además, secreción, sensación de oído tapado, pérdida auditiva temporal y fiebre.

Podemos tomar precauciones para protegernos de los cambios de temperatura y de ambiente.

Pasar de la calidez del hogar al ambiente frío del exterior puede ser perjudicial para tu salud.

Pero no solo por el frío, sino que también por la humedad del ambiente; esta puede ingresar y acumularse en tu canal auditivo.

orejeras para proteger de la humedad

Por lo tanto, proteger tus oídos ante los cambios de temperatura y condiciones ambientales es fundamental para prevenir infecciones.

¿Qué hacer para proteger tus oídos de los cambios de temperatura y de la humedad?

Usar protectores auditivos puede impedir que la humedad o la lluvia ingrese a tu canal auditivo.

Además, utilizar un gorro u orejeras, también puede protegerlos.

tapones oidos cambios de temperatura

Sin embargo, es importante considerar que estos elementos pueden generar exceso de calor y producir humedad también.

Entonces, no es recomendable usarlos por periodos muy largos.

Por otro lado, la humedad del ambiente también se puede producir dentro de tu hogar.

Las llamadas “heladas” pueden humedecer las paredes y rincones.

humedad interior hogar

Te compartimos algunos consejos para combatir la humedad interior y prevenir enfermedades asociadas:

  • Ventila tu hogar por 10 minutos, al menos dos veces al día.
  • Corre las cortinas durante el día para que entre la luz.
  • Si puedes, no seques la ropa en el interior de tu casa o hazlo en un lugar por donde no circules.
  • Con la humedad pueden aparecer hongos en las paredes; si ves que se están formando, limpia con productos antihongos.
  • La humedad también se puede acumular en cortinas, alfombras, colchones y cobertores; procura ventilarlos y limpiarlos seguido.

ventilación humedad

Para eliminar el exceso de humedad en tu conducto auditivo, Otisec tiene triple acción que ayuda a prevenir el oído de nadador:

  • Evapora el exceso de agua del canal auditivo externo.
  • Preserva el pH fisiológico del canal auditivo externo.
  • Protege la piel del oído externo.

¿Quieres saber más sobre el oído de nadador?

Conoce las soluciones de cuidado auditivo de FQP.

Ir al sitio.